(De la Redacción de DOBLE AMARILLA) Tras la polémica por el torneo de pádel del domingo, el intendente de Tigre Julio Zamora decidió echar a Fernando Lauría, quien se desempeñaba como secretario general y de Economía de Tigre. Además, lo mismo ocurrió con el subsecretario de Deportes de CABA, Luis Lobo. 

Fernando Lauría, además de ejercer, hasta hoy, el cargo en el Municipio de Tigre, es miembro suplente de la Comisión Fiscalizadora de River, cercano a Darío Santilli. El funcionario, junto a Claudio Herreros, cuenta con la concesión de las canchas de fútbol y pádel que funcionan en el complejo. 

En su cuenta de Instagram, el funcionario publicó un escrito contando los hechos. "Me sorprendió encontrarme con público en el lugar y mi socio me dijo que había alquilado algunas canchas debido a que hace más de 100 días que el mismo se encuentra cerrado y se nos genera una pérdida enorme", contó.

"Llegué al club a las 16:30 y a las 16:40 ingresó Gendarmería para clausurar el lugar. Quiero pedirle disculpas a toda la comunidad de Tigre y en especial al señor intendente por los daños provocados", cerró el comunicado.

 

 

Por otro lado, a través de una carta, Luis Lobo, subsecretario de Deportes de la Ciudad de Buenos Aires, presentó su renuncia al cargo, que fue aceptada. En la misma, aseguró: "Deseo aclarar  que en ningún momento participé de un torneo de pádel, en esa ocasión ni durante el período de cuarentena".