(De la Redacción de DOBLE AMARILLA) Nueva Chicago-Temperley fue demorado por graves incidentes en la tribuna local. Habían pasado solo dos minutos cuando el choque debió ser frenado a causa de peleas, corridas, amenazas y hasta puntazos en la popular del equipo de Mataderos.

El cruce estuvo relacionado con una interna en la barrabrava del 'Torito'. Armas blancas y palos fueron protagonistas de la vergonzosa escena, que terminó con la reanudación del partido luego de que el jefe del operativo de seguridad manifestó que estaban dadas las condiciones.

Hubo dos heridos que debieron ser trasladados al hospital Santojanni. Además, tres personas fueron detenidas. Por orden de la fiscal a cargo de la causa, se secuestraron bombos y banderas y se clausuró el estadio del club de Mataderos.

A trece fechas para el final de la Primera Nacional, Nueva Chicago se encuentra en puesto de descenso a la Primera B Metropolitana: ocupa el último lugar de la Zona 1, por debajo de Mitre de Santiago del Estero.

 

 

TyC Sports on Twitter

 

 

doble amarilla on Twitter