(De la Redacción de DOBLE AMARILLA) El presidente Alberto Fernández recibió a Diego Maradona en la Casa Rosada. Entre abrazos y charlas con parte del Gabinete, el Diez le presentó un proyecto para recuperar los potreros y su función social. También le solicitó al Presidente formar parte del plan "Argentina contra el Hambre". Además, salió al emblemático balcón presidencial a saludar a los fanáticos que fueron a verlo.

El encuentro entre Diego Maradona y Alberto Fernández también estuvo integrado por Martín Guzmán, ministro de Economía y confeso hincha de Gimnasia, Santiago Cafiero, jefe de Gabinte, Wado de Pedro, ministro de Interior, Matías Morla y Víctor Stinfale, abogados cercanos a Maradona.

El Diez mencionó en su momento que tenía ganas de reunirse con el presidente electo, pero todavía no había podido contactarse. Es más, había destacado que tuvo diálogo con Axel Kicillof, flamante gobernador de la Provincia de Buenos Aires.

Maradona le presentó un proyecto que siempre le interesó y tuvo en su mente. ¿En qué consiste el plan? En la multiplicación de potreros. "Generar lugares donde los pibes puedan ir a jugar al fútbol, como él tenía en Villa Fiorito y allí mismo además puedan recibir alimentos", explicaron. Además, estará dispuesto a ser la cara visible del plan si el Gobierno lo implementa.

Pero además de este proyecto de potreros, que por cierto sedujo bastante al actual Gobierno, Diego le solicitó a Fernández el poder sumarse en el plan "Argentina contra el Hambre", impulsado por Daniel Arroyo, ministro de Desarrollo Social, y acompañado por Marcelo Tinelli, entre otras personalidades.

La reunión entre las partes fue amena y se habló en términos políticos y de gestión. Según pudo saber 'Doble Amarilla', Alberto Fernández agradeció la visita y le encargó a Morla el contacto directo con los ministros. La idea será realizar un nuevo encuentro en donde definan el rol de Diego en el plan contra el hambre y también seguir diseñando el proyecto de los potreros para así poder impulsarlo.

Luego de las charlas entre los íntimos, el Diez salió al balcón presidencial con las manos en alto saludando a todos. Se le entregó, a modo de homenaje, una versión mini de la Copa del Mundo con la que posó para las cámaras. El "Pelusa" siempre estuvo identificado con los oficialismos de turno, exceptuando el de Mauricio Macri, a quién de hecho le dejó un mensaje crítico, diciendo "Macri, nunca más". 

Diego tuvo varias historias en la Casa Rosada. Estuvo presente en el 86' cuando con sus compañeros campeones visitaron a Raúl Alfonsín, entonces presidente de la Nación. Tiempo después, hizo lo mismo con Carlos Saúl Menem, a quién no pudo mostrarle la copa del mundo como al mandatario radical, dado que la Selección Argentina fue subcampeona en el año 1990. En cuanto al kirchnerismo, Diego siempre les rindió apoyo y tuvo varias visitas, tanto con Néstor como con Cristina. Incluso, el astro formó parte de la presentación oficial del Programa Fútbol Para Todos en 2009. En aquella oportunidad el acto tuvo lugar en el Predio de la AFA en Ezeiza. En ese momento, Diego era el DT de la Selección y formó parte del estrado principal junto a CFK (presidenta en ese momento) y Julio H, Grondona, mandamás de AFA. 

El Diez había expresado en redes sociales que había dialogado telefónicamente con el presidente de la Nación y que le brindaba su apoyo. Luego de eso, Diego volvió a emitir un comunicado en Instagram agradeciendo el recibimiento. Además, aclaró: "No fui a pedir nada para mi, sino a hablar en nombre de los más necesitados".

 

 

 

Wado de Pedro 🇦🇷 on Twitter