(De la Redacción de DOBLE AMARILLA) Sebastián Abreu, que ejercía una doble función en Boston River, dio un paso al costado: renunció como entrenador y tampoco continuará desempeñándose como jugador.

En la parte de la dirección técnica, los resultados no acompañaron al 'Loco' y no logró buen papel en el fútbol uruguayo: Boston River finalizó en la última posición en el Torneo Apertura y en el Torneo Intermedio no atraviesa un buen presente.

Boston River on Twitter

 

En el actual certamen de Uruguay se ubica en la séptima posición de la Zona 2 con 3 puntos, sólo superando a Deportivo Maldonado en números, que aún no sumó puntaje. Este domingo, en tanto, cayó por goleada 0-3 ante River Plate (U).

Como jugador, los goles tampoco acompañaron y este domingo, el delantero de 44 años presentó la renuncia. "Abreu se despidió del grupo como entrenador y como futbolista", anunció el presidente Roberto Perdomo en diálogo con Tenfield.

Abreu llegó al club en julio de 2019, cuando asumió el doble rol en el equipo de Montevideo.