(De la Redacción de DOBLE AMARILLA) Lo impensado, terminó sucediendo. No cabe en la cabeza de nadie que haya una persona capaz de viralizar una foto de un ídolo popular en su féretro, en un salón de una funeraria. Pero pasó. Y pasó con Diego.

Todos los cuidados y el hermetismo, se vio perdido por el acto cobarde de tres empleados jerárquico de la casa velatoria que hizo el servicio de sepelio de Diego. Fue en la madrugada de este jueves. Primero, un empleado de nombre Diego Molina se fotografió al momento de la mortaja, haciendo el clásico gesto de ‘pulgar arriba’. ¿Qué festejaba? Molina, 'Jefe de Sepelios' de la casa velatoria, es además socio de Argentinos Juniors. Durante la tarde del jueves el club de La Paternal informó que "se eleva al Tribunal de Disciplina el pedido de expulsión como socio de la persona que se fotografió junto al féretro de Diego Armando Maradona.". El socio en cuestión es Molina. 

 

Argentinos Juniors (desde 🏡) on Twitter

 

Horas antes, cuando el cuerpo de Diego llegaba al lugar, el mismo hizo un gesto de saludo con las manos, como si se tratara de una fiesta o de algo alegre. Cuando se conoció la masificación de la foto, la casa velatoria despidió al empleado, y luego, se le ofreció las disculpas a la familia Maradona.

Luego, ya pasado el mediodía, se conoció una segunda foto. En esta imagen, son dos los empleados: uno muy joven y otro de unos 50 años, al lado del féretro abierto. Las identidades de los cobardes protagonistas de la repudiable escena se desconocen, y por ahora no se sabe si fueron despedidos.