(De la Redacción de DOBLE AMARILLA) No es el fútbol que todos ven. Pero sí el que todos verán. Las divisiones inferiores, aquellas que solo suelen tener reconocimiento cuando sus integrantes dan el salto a Primera, han iniciado el día de ayer su respectivo torneo con algunas novedades, impulsadas por Superliga, tutor del campeonato.


En busca de ''pureza y buena onda'', se reglamentaron dos acciones: el Tercer Tiempo y la Exclusión Temporaria. El primero es un espacio de encuentro post partido del que participan jugadores, árbitros y cuerpos técnicos. La idea es impulsar la camaradería, fomentar el respeto, fortalecer el sentido de pertenencia y buscar la socialización entre todos los participantes del deporte. El espacio fue organizado por los clubes locales de cada encuentro.

 


Por otro lado, la llamada ''exclusión temporaria'' es una normativa FIFA que se aplicará en la Novena División y consiste en la suspensión por siete minutos de un jugador que cometió una infracción merecedora de amonestación. Luego de cumplir ese lapso, el futbolista puede regresar al campo de juego. La medida aplica a todos los jugadores titulares, incluyendo el arquero. El objetivo principal es dar un castigo instantáneo que sirva como influencia positiva e inmediata tanto el sancionado como en su equipo.

Ambas medidas simbolizan una notable manera de concientizar y de inculcar los valores correctos a los juveniles que dan sus primeros pasos en el fútbol. Bravo.