El Ministerio de Seguridad dispuso la clausura de La Bombonera luego de que se conocieran denuncias por exceso de público en el estadio en ocasión del partido ante Independiente, lo que derivó en la obstrucción de pasillos y salidas.

 

Según pudo verse en videos que circulan por las redes sociales, los controles en diversas puertas del estadio, sobre todo en las de las plateas, habrían cedido ante la presión de los hinchas en los minutos previos al inicio del partido, y personas sin ubicación habrían entrado a las plateas. Se trataría de Socios de Boca que sin poder entrar a los sectores generales, decidieron jugarse a entrar a las plateas.

 

Fuentes periodísticas siempre informadas de la actualidad de Boca desestimaron la noticia de la clausura, ya que esta medida se llevará adelante en tanto y en cuanto la justicia recopile información al respecto. Se supo que si Boca colabora con la información y no obstruye la investigación, no tendrá sanciones y el día del partido con Unión por la Fecha 30, podrá recibir público en su estadio.

 

Tras el acta que se labró el domingo, este miércoles Boca se presentó espontáneamente a la Administración de Infracciones, y presentó la documentación correspondiente. Este hecho, indican fuentes consultadas, allanaría el camino para que Boca no reciba sanciones.