Luego de la intensa batalla del partido de ida, Roma y Shakhtar volvieron a verse las caras en el Olímpico. Con gol de Edin Dzeko, la Roma consiguió volver a estar entre los 8 mejores conjuntos de Europa por primera vez en una década.

Los giallorossi llevaban ese tiempo sin estar entre los mejores y en esta edición lo han conseguido, algo que era un objetivo central para el equipo de la capital italiana.