La secretaria general de FIFA, Fatma Samoura, emitió un comunicado en el que destacó a los residentes qataríes y remarcó el trabajo realizado en relación con los derechos de los trabajadores.

Samoura aseguró que el Mundial "será un festival de fútbol y un mes de celebración", en una cita que será "la Copa Mundial de las primicias" por ser la primera en Oriente Medio, en el Mundo Árabe y la primera en la que todas las selecciones estarán en la misma ciudad, lo que permitirá a sus aficiones "conocerse, interactuar, cantar, bailar y transmitir su buena onda al mundo entero".

"La gente puede considerar a Qatar como una sociedad conservadora, como mi propio país, Senegal. Pero déjenme decirles algo: los qataríes son las personas más hospitalarias que puede haber en el mundo. La comida es fantástica. ¡El té es excelente! Y cuando caminen a lo largo de su preciosa Corniche, verán algo que nunca antes han visto. Verán magia, verán luz, verán sabor, verán sonrisas", añadió.

La FIFA aseguró que el Mundial será "un festival de fútbol y un mes de celebración"

En un comunicado, la directiva senegalesa señaló que desde la adjudicación del Mundial se presentaron retos y que en los últimos seis años se han tomado medidas, especialmente por parte de la nueva directiva de la FIFA, para la celebración de la competición, que se inaugurará el próximo día 20. "Lo primero que debería ponerse de relieve, para quienes todavía piensan que las cuestiones sobre los derechos humanos no se han abordado en Qatar, es la abolición del sistema kafala. También se han tomado medidas para proteger a los trabajadores durante la época más calurosa del año", añadió.

"En los últimos seis años hemos trabajado con la Organización Internacional del Trabajo, la Internacional de Trabajadores de la Construcción y la Madera y el Centro para el Deporte y los Derechos Humanos, y esas entidades son las que dicen: 'Sí, en términos de logros, en términos de progreso, Catar puede considerarse como un modelo a seguir para otros países de la región'", afirmó.

Samoura insistió en que "se han llevado a cabo inspecciones, en las obras donde los trabajadores están desempeñando su labor, pero también en los alojamientos, y en los hoteles y restaurantes a los que la gente acudirá a comer o a pernoctar". "Después de lo que hemos pasado en estos dos últimos años, es una oportunidad única para que los aficionados de todo el mundo vengan y se unan a través del espectáculo más grande de la historia. Sea cual sea su raza, religión o su orientación social y sexual, todos son bienvenidos, y los cataríes están preparados para recibirlos con la mejor hospitalidad que puedan imaginar", añadió.

Samoura, que admitió tener el sueño de que alguno de los cinco equipos africanos conquiste el título, se mostró convencida de que la ceremonia de apertura de la competición "será el evento deportivo más deslumbrante de la historia" y de que ls aficionados que acudan a Catar "disfrutarán del amor por el fútbol y su poder único para unir a las personas en todo el mundo".

"Como secretaria general de la FIFA, lo que más deseo es ver cómo se celebra el fútbol en todos los rincones del mundo. Tengo muchas ganas de ir a Qatar porque ya no falta nada. Así que sintonicen con Qatar 2022, nos vemos en Doha el 20 de noviembre a las 5:30 en punto para disfrutar del fútbol", concluyó.