(De la Redacción de DOBLE AMARILLA) Este jueves se lleva a cabo el encuentro entre Irán y Camboya, correspondiente al clasificatorio del Mundial de Qatar de 2022 en el estadio Azadi de Teherán, luego de tener acceso, por primera vez a la compra de entradas para un partido de fútbol del país.

El encuentro tuvo final feliz tanto dentro como fuera de la cancha: en el campo de juego iraní, el seleccionado goleó por 14-0 a su rival y en las tribunas contaron con el ferviente apoyo de las hinchas femeninas, que alentaron durante todo el encuentro.

Hasta ahora, las mujeres sólo habían ingresado a los estadios de Irán para ver los partidos masculinos por invitación en contadas ocasiones, o de modo clandestino luego de la prohibición por parte de las autoridades.

Para el encuentro ante Camboya, las mujeres lograron comprar entradas: tuvieron disponibles 4600 lugares de 100.000 que dispone la cancha. El furor fue tal y tan esperado, que los tickets se agotaron en apenas una hora. Esto significa un paso histórico para las aficionadas, que antes eran seleccionadas o invitadas.

En septiembre, Gianni Infantino emitió un comunicado en el que afirmaba que la posición era "clara y firme" y que se debía "permitir que las mujeres entren en los estadios de fútbol de Irán".

"Tenemos una delegación de miembros de la FIFA en Irán en estos momentos y estoy deseando recibir buenas noticias de ellos", expresó.

El comunicado se produjo luego de que la joven iraní Sahar Jodayarí se inmolase al saber que podría ser condenada a seis meses de cárcel por intentar entrar a un estadio de fútbol en su país. Había sido detenida cuando la descubrieron disfrazada de hombre en marzo y falleció el 9 de septiembre.

 

Maryampapi on Twitter