(De la Redacción de DOBLE AMARILLA) Ariel Suárez, integrante de la Selección Argentina de remo, se cansó de las medidas del Gobierno y retomó los entrenamientos. Como consecuencia, la Prefectura Naval Argentina le labró un acta de procedimiento.

Según el documento al que pudo acceder Doble Amarilla, el acta se labró por "no encontrarse comprendido dentro de las excepciones del artículo 6" del Decreto 297/2020 (Aislamiento Social y Obligatorio). Se promovió consulta a Darío Fideiros del Juzgado de San Isidro por el incumplimiento del mentado decreto.

Como contó Doble Amarilla, Suárez explotó en sus redes sociales y volvió a entrenar pese a la prohibición para realizar actividades deportivas con protocolo. En declaraciones a Radio Mitre, explicó el motivo detrás de su decisión: "Hace cuarenta días, comenzó a entrenar el equipo preolímpico y el equipo que va a clasificar los botes a los JJOO. Me puse muy mal cuando supe de la reapertura del fútbol y me replanteé esto de por qué ellos sí y yo no", lanzó.

"Entreno completamente solo. El protocolo está avalado por Nación. Me siento discriminado deportivamente", continuó Suárez, quien terminó por sentenciar en que "si arranca el fútbol, yo también". "Soy un ciudadano normal que dice basta. Conmigo nadie se comunicó, me encantaría verles la cara y que me digan en qué forma puede contagiar mi deporte", concluyó.

 

El acta labrada por Prefectura.