(De la Redacción de DOBLE AMARILLA) La última fecha de la Superliga Argentina de Fútbol dejó fuertes castigos para varios futbolistas. Los más afectados fueron los de Huracán y Godoy Cruz, especialmente Lucas Merolla y Santiago "Morro" García.

Según marca el Boletín 5724 del Tribunal de Disciplina de AFA, el futbolista del Globo fue suspendido por cinco partidos por "acción brusca y ademán equívoco árbitro". Por el castigo, se perderá lo que resta del año superliguero. Lo mismo aplica para el delantero del Tomba, que estará cuatro partidos afuera por "ademán equívoco".

Las malas noticias para el Quemero y el Bodeguero no finalizan ahí: Carlos Araujo ("pisotón adversario"), que vio la tarjeta roja contra Racing, fue suspendido por tres partidos e inhabilitado por tres meses para ser capitán de Huracán. En Godoy Cruz, por otra parte, Roberto Ramírez recibió tres partidos de suspensión por "agravio árbitro" y Tomás Cardona dos encuentros y dos meses de inhabilitación para ser capitán por "cabezazo c/pelota".

Las otras sanciones duras en Primera fueron para Luciano Gómez (dos partidos por "provocar al público"), para Renato Civelli, que fue suspendido por un partido e inhabilitado por un mes para ser capitán de Banfield por "acción brusca", y para Jonathan Botinelli, que también recibió un partido y un mes de inhabilitación para ser capitán de Unión.