(De la Redacción de DOBLE AMARILLA) Se fue Amadeo. River y el fútbol argentino en general sufrieron una pérdida irreparable. Se murió el Guardián “del arco más grande del Mundo” como él solía decir sobre custodiar los tres palos de River. Amadeo Raúl Carrizo, actual presidente Honorario de la institución de la que es emblema, falleció a los 93 años en la Ciudad de Buenos Aires.

El arquero, que marcó una época en el puesto y está reconocido como uno de los mejores arqueros de la historia del fútbol, estaba internado en la Ciudad, dándole pelea a una cruel enfermedad. Su deceso fue confirmado por familiares a "Doble Amarilla".

 

River Plate on Twitter

 

Amadeo era presidente Honorario de River, por decisión de la dirigencia ‘Millonaria’ desde diciembre de 2013, fue una de las primeras decisiones que tomó al CD encabezada por Rodolfo D’onofrio.

Amadeo recogió a lo largo de su carrera, la admiración de propios y extraños y también supo defender los tres palos de la Selección Argentina, con la cual ganó la Copa de las Naciones de 1964.

Amadeo defendió el arco de River desde 1945 hasta 1968, período en que ganó 7 Ligas (1945, 1947, 1952, 1953, 1955, 1956 y 1957) y las Copas Aldao 1945 y 1947. Atajó en el ‘Millo’ 552 partidos oficiales y recibió 618 goles.

Prócer del arco, dueño de una volada ‘Monumental’, se fue el hombre que es un símbolo de River, capaz de firmar un autógrafo o garabatear alguno de los dibujos que le gustaba hacer. Al gran Amadeo, salud. River y todo el fútbol argentino lo despiden con dolor, respeto y un aplauso cerrado.