(De la Redacción de DOBLE AMARILLA) El organismo europeo pretende finalizar las competiciones nacionales e internacionales cuando la pandemia lo permita, por eso, ha dejado clara su decisión: La Eurocopa no se jugará en 2020 y se disputará del 11 de junio al 11 de julio de 2021. Claro, la FIFA tiene que dar el visto bueno, pero se descuenta que lo hará. 

La UEFA decidió esta mañana en Nyon también finalizar sus competiciones de clubes, Champions League, masculina y femenina, y Europa League, cuando la pandemia del coronavirus permita su reanudación, para la Euro el criterio es distinto y va en sintonía con la CONMEBOL. ¿El motivo? Es para que la cesión de futbolistas se haga por única vez en torneos de selecciones. Las Confederaciones actuaron en conjunto y le enviaron la carta a FIFA, que dio luz verde al cambio de calendario

 

UEFA on Twitter

 

El esloveno Alexander Ceferin, mediante una videoconferencia con las 55 federaciones que lo componen, tomó la determinación para evitar el daño económico que hubiese conllevado la suspensión del torneo, que se iba a desarrollar del 12 de junio al 12 de julio en 12 países diferentes.

La última Eurocopa celebrada en Francia, en el año 2016, generó ingresos por valor de € 2.000 millones. Los ingresos brutos comerciales de la UEFA Champions League 2018/19, la UEFA Europa League 2018/19 y la Supercopa de la UEFA se estimaron en unos €3.250 millones.

La UEFA cuenta con unas reservas de unos €574 millones que podrían no ser suficientes, como las federaciones y los clubes contemplan con pánico una hipotética no conclusión de los campeonatos o su no celebración.

"La falta de cobertura de los seguros ante causas de fuerza mayor, como la actual, que impedirían contar con la totalidad de los ingresos por retransmisión previstos, tiene en jaque al futbol mundial. LaLiga ya ha advertido de que la suspensión definitiva del campeonato le supondría unas pérdidas de €638 millones, en Italia establecen la cifra por encima de los €1000 millones. No es casualidad que los dos organismos que más intereses económicos se juegan este verano, la UEFA con la Eurocopa, y el Comité Olímpico Internacional (COI), con los Juegos de Tokyo, hayan sido los más tardíos en pronunciarse y en tomar medidas. Ambas instituciones han recibido fuertes críticas por su retraso en la toma de decisiones", remarca "El País" en el artículo dónde da cuenta de la suspensión de la Eurocopa 2020.

"Por ser Europa el epicentro de la industria del fútbol, aplazar la Eurocopa, cuya celebración estaba prevista del 12 de junio al 12 de julio en 12 sedes, era el movimiento esperado por todos los estamentos del fútbol mundial para poder empezar a encajar y afinar un calendario que debe ser aprobado por la FIFA", prosigue "El País". ¿Qué pasará con el nuevo Mundial de Clubes en 2021?. Aún no se sabe, pero también podría ser postergado, ya que coincidiría con la nueva fecha de las Copas América y Eurocopa.